MUNDO

Justin Trudeau y Donald Trump denunciaron la “detención arbitraria” de dos canadienses en China

(Reuters)

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, discutieron y denunciaron este lunes la “detención arbitraria” de dos canadienses en China, al tiempo que exigieron a Beijing su liberación, señaló un comunicado transmitido por Ottawa.

Ambos dirigentes abordaron también “la demanda de extradición que Estados Unidos formuló a Canadá” de Meng Wanzhou, directora financiera del gigante chino de las telecomunicaciones Huawei, detenida en Vancouver el 1° de diciembre a pedido de Washington.

Además, Trump y Trudeau “reafirmaron la importancia de respetar la independencia judicial y la primacía del derecho en este caso“, señala el comunicado divulgado por la oficina del primer ministro canadiense.

Las autoridades chinas detuvieron el 10 de diciembre, por actividades que “amenazan la seguridad nacional”, según afirmaron, al ex diplomático canadiense Michael Kovrig, empleado por el organismo de reflexión International Crisis Group, y el asesor canadiense Michael Spavor, que mantiene relaciones frecuentes con Corea del Norte.

Michael Kovrig, el ex diplomático canadiense detenido en ChinaMichael Kovrig, el ex diplomático canadiense detenido en China

“Los dos dirigentes acordaron continuar sus esfuerzos en vista de obtener su liberación”, subraya el comunicado del gobierno canadiense.

Numerosos observadores estiman que el arresto de los dos canadienses es una medida de retorsión tras la detención de Meng en el aeropuerto de Vancouver, donde la funcionaria china se encontraba en tránsito.

Washington acusa a la ejecutiva de no haber respetado las sanciones estadounidenses contra Irán, por lo que la acusa de complicidad en fraudes. Meng, hija del fundador de Huawei, fue liberada pero debe comparecer nuevamente a comienzos de febrero ante la justicia canadiense, que estudia el pedido de extradición estadounidense.

Si fuera juzgada por un tribunal estadounidense, arriesga una pena de más de 30 años de cárcel.

Canadá, con respaldo de Estados Unidos y de varios países europeos, pidió en varias ocasiones la liberación inmediata de Kovrig y Spavor. China comunicó su “oposición categórica” a esa demanda.

Observadores sostienen que el gobierno de Trudeau es rehén de la guerra comercial que mantienen China y Estados Unidos hace varios meses.

Durante su conversación, Trump y Trudeau conversaron además sobre “las próximas etapas relativas a los aranceles impuestos a las importaciones de acero y aluminio” en junio pasado por el gobierno de Estados Unidos, considerados “insultantes” por Canadá, indica el comunicado.

(Con información de AFP)

Infobae

Comenta
To Top