MUNDO

Al menos 200 personas están desaparecidas por avalancha en Brasil

Unas 200 personas fueron declaradas desaparecidas tras la ruptura este viernes de un dique minero en la localidad de Brumadinho, en el estado brasileño de Minas Gerais (sudeste), informaron los bomberos.


 

Un portavoz de los bomberos había dicho previamente que el desastre dejó “varios muertos”. La tragedia provocó una correntada de lodo que llegó al río Parapoeba.

“Según los relatos que estamos recibiendo, hubo varios muertos”, la corriente de residuos “tomó toda la zona de la empresa”, en la localidad de Brumadinho, a 60 km de Belo Horizonte, la capital de Minas, precisó el funcionario.

En un comunicado, Vale informó que ocurrió, a primera hora de la tarde de este viernes, el rompimiento de una represa en la Mina Feijão, en Brumadinho.

Las primeras informaciones indican que los desechos alcanzaron el área administrativa de la compañía y parte de la comunidad de Vila Ferteco. Los asesores informaron que aún no hay confirmación sobre víctimas en el lugar.

Vale activó su Plan de Atención a Emergencias para Represas. “La prioridad total de Vale, en este momento, es preservar y proteger la vida de empleados y de integrantes de la comunidad”, dijeron.

Avalancha Brasil

Un dique de contención de residuos de la minera Vale cedió este 25 de enero en el estado brasileño de Minas Gerais (sudeste), dejando “varios muertos”, según los primeros testimonios.

Foto:

Cuerpo de Bomberos Brasil

En 2015, la ruptura de un dique minero de Vale y BHP-Billiton en Mariana, otra localidad de Minas Gerais, dejó 19 muertos, en el mayor desastre ambiental de la historia de Brasil.

Vale informó en un comunicado que la ruptura de este viernes se produjo a inicios de la tarde y que su “prioridad total, en este momento, es preservar y proteger la vida de los empleados y de los habitantes”.

 

El documento no dice nada sobre las causas del siniestro. Imágenes áreas difundidas por los bomberos muestran impresionantes riadas de lodo avanzando sobre grandes superficies de vegetación.

La televisión mostró casas destruidas. El municipio de Brumadinho, que se encuentra a 4,5 kilómetros del gran museo a cielo abierto de Inhotim, pidió en las redes sociales que la población se mantenga alejada del río Paraopeba, sobre el que estaba construida la presa.

Por su lado, el presidente Jair Bolsonaro manifestó a través de su cuenta de Twitter su preocupación por posibles víctimas y dijo que ordenó a sus ministros de Desarrollo Regional, Minas y Energía y Medioambiente, así como al secretario Nacional de Defensa Civil, que se desplacen hasta el lugar del accidente.

El jefe de Estado agregó que “se están tomando todas las medidas necesarias” para atender a posibles víctimas del accidente.

AFP

El Tiempo

 

 

Comenta
To Top