POLÍTICA

En tres años, el MAS pretendió “enterrar” el 21F con 5 medidas

Laura Maldonado / La Paz

El Movimiento Al Socialismo (MAS) desplegó al menos cinco acciones en busca de “enterrar” el 21F, coinciden políticos opositores y un analista. Esta jornada se cumplen tres años del referendo del 21 de febrero de 2016, cuando el “No” a la reelección ganó.

La primera iniciativa data de 2017, y se dio cuando se cumplió el primer aniversario del resultado del referendo. En aquella oportunidad, el masismo realizó la campaña del 21F, como “Día de la mentira”, en referencia a que supuestamente el caso Zapata era falso.

“El presidente Morales se burló de los resultados del referendo, del pueblo boliviano, buscando la habilitación de un nuevo mandato. En estos tres años demostró su profunda desesperación”, lamentó el diputado Tomás Monasterio, de Unidad Demócrata.

La segunda medida que llevó adelante el MAS contra el 21F fue la “acción abstracta de inconstitucionalidad” que el partido oficialista presentó ante el Tribunal Constitucional Plurinacional (TCP). Esa entidad, el 28 de noviembre de 2017, resolvió dar “ luz verde” a la “reelección indefinida”.

“El MAS utilizó al Poder Judicial y haciendo lo posible para que el TCP interprete a su gusto la Constitución, generando una resolución que atenta contra la decisión del pueblo”, cuestionó el diputado opositor José Carlos Gutiérrez.

PUBLICIDAD

La tercera acción fue la decisión del Órgano Electoral, cuya mayoría de vocales -considerados afines al oficialismo- habilitó, en diciembre de 2018, al binomio Evo-Álvaro, pese al resultado del 21F.

La cuarta acción fue la decisión de llevar adelante primarias para las elecciones generales de este año, disposición impulsada por la mayoría oficialista en el Legislativo cuando se trató la Ley de Organizaciones Políticas, puesta en vigencia el 1 de septiembre de 2018.

La última acción fue la acogida a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para que realice su periodo de sesiones en Sucre. El presidente Morales sobre las internas y la visita de la CIDH, declaró: “Siento que con las primarias hemos enterrado el 21F (en Bolivia) y con la presencia de la CIDH, en Sucre, hemos enterrado al 21F a nivel internacional”.

Según Monasterio, todas las acciones del MAS “son vanas”, porque “el gran plebiscito en el que la población nuevamente podrá manifestarse será en las elecciones de octubre, en las que dejará clara su voz de rechazo del presidente Morales en el Gobierno”.

Para el analista político Carlos Cordero, el MAS “con todas las acciones que hizo para habilitar a sus candidatos, en tres años, no logró hacer olvidar el voto del 21F”.

La diputada oficialista Concepción Ortiz indicó que el MAS “se abocó al fallo del TCP, y nosotros lo único que hacemos es hacer respetar ese recurso constitucional, por lo que las candidaturas son legales”.

Página Siete

Comenta
To Top