TARIJA

Tarija: Gobernación teme caída de ingresos por regalías e IDH en febrero

La Gobernación teme la caída de sus ingresos de febrero, por concepto de regalías e IDH (Impuesto Directo a los Hidrocarburos) debido a la baja en el precio del barril de petróleo en el último trimestre del año pasado y la baja en la producción de gas.

“Entendemos que este mes de febrero va ser complejo porque vamos a tener un problema por la disminución de precios en el último trimestre de la gestión pasada como la baja en los niveles de exportación de gas a Argentina”, declaró el secretario de economía y Finanzas, Manuel Figueroa.

En estos últimos días de febrero estamos a la expectativa de cuánto ingresará, para replantear acciones inmediatas en el caso de que las proyecciones de ingresos estén por debajo de lo programado, reconoció el funcionario.

Al momento de elaborar el presupuesto 2019 se estimaba un ingreso este mes superior a 65 millones por regalías, sin embargo, por los precios del último trimestre del año pasado podría llegarse a 55 millones o por debajo de 50 millones de bolivianos, informó.
En enero los ingresos por regalías por hidrocarburos llegaron a 61 millones mientras que por IDH 6.5 millones, hay satisfacción por ese ingreso, en contraste a febrero, se estima que estos ingresos estarán por debajo de enero.

Sobre la adenda firmada por Bolivia y Argentina respecto el contrato de venta de gas boliviano al vecino país, el secretario declaró que este departamento tiene una dependencia directa sobre los ingresos por regalías por hidrocarburos.

“La firma de algún contrato en esta materia afecta de manera directa en lo que respecto a los ingresos que este departamento pueda recibir en el futuro, es decir, la suerte de Tarija está en manos del gobierno que es el responsable de buscar un mejor ingreso por el gas”, dijo
El secretario acotó que se espera que el nivel central de gobierno asuma decisiones a la altura del desafío, actualmente Bolivia todavía tiene una fuerte dependencia de la exportación de hidrocarburos y minerales al mercado externo.

Estas exportaciones mantienen la balanza comercial de Bolivia positiva en algunos períodos, el país no pudo salir, hasta ahora, de la dependencia de las exportaciones de materias primas a una economía secundaria, terciarizada que depende de la industria.

“Entonces de manera directa afectará a nuestro departamento los contratos con la Argentina o con el Brasil por el gas”, sostuvo al indicar que todavía no tienen datos, existen demasiada especulación sobre lo que pueda acontecer, sobre todo este año.

Fuente: Nuevo Sur

Comenta
To Top