Matías Cornejo, testigo clave en el caso de la muerte de sus compatriotas chilenos, Sebastián Leiva, más conocido como Cangri, y su amigo Germán Gundián, ocurrida en Uyuni, Potosí, reveló que policías bolivianos trabajaban con Gundián en la venta de vehículos robados.

“Él (Gundián) trabajaba con la Policía Boliviana, le vendía las camionetas (robadas) a la Policía Boliviana, por eso el viaje era tan seguro, porque siempre allá, en Bolivia, nos iba a resguardar la Policía”, relató Cornejo, el único sobreviviente al robo del vehículo en el que viajaban él, Cangri y Gundián. Ayer fue detenido.

En un contacto con el medio chileno Tele 13, Cornejo reveló que Gundián tenía nexos con policías bolivianos, a los que pretendía vender ese vehículo, que fue reportado como robado en Chile.

El 14 de febrero, los cuerpos de Cangri y Gundián fueron hallados sin vida en Potosí, en la zona fronteriza con Chile, denominada Hito Cajón. Se presume que las causas de los decesos fueron hipotermia e intoxicación.

A partir de entonces se desconoce el paradero del vehículo en el que viajaban los extranjeros. En un principio, se buscaba a un boliviano que supuestamente conducía el coche. Sin embargo, después la Policía informó que eran dos los bolivianos que viajaron con los chilenos desde Antofagasta a Calama, con destino a Potosí.

“Germán (Gundián) le había comentado a Cangri que él hacía esos negocios (venta de vehículos robados), que lo llevaba haciendo hace mucho tiempo y lo hacía siempre con resguardo policial boliviano y él conocía el camino y en este camino, de Antofagasta a Calama, Germán organizó subir con dos bolivianos”, señaló el testigo clave.

Te puede interesar  Asesinan a un hombre para robarle su vehículo en Palos Blancos

Luego de cargar combustible en Atacama, en un punto desconocido, Gundián le pidió a Cornejo que pare el vehículo y es allí donde los bolivianos (no precisa si fueron policías) les apuntaron con armas y los abandonaron, relató el testigo clave. Contó que luego decidieron separarse y sólo él logró sobrevivir rescatado por Carabineros de Chile.

Hace tres días, cinco policías de Uyuni fueron enviados con detención preventiva por este caso. El comandante departamental de la Policía de Potosí, Miguel Villa, informó que ellos fueron relacionados con el robo de vehículos gracias al análisis del flujo de llamadas de celular, pero no quiso revelar entre quiénes se comunicaron.

Villa aclaró que no hay indicios de que los policías sean responsables de la muerte de los extranjeros o de la desaparición del coche. Ahora se busca el vehículo y a quienes lo tengan.

Alcaldesa chilena acusa a Policía Boliviana

La alcaldesa de Antofagasta, Karen Rojo, acusó a policías bolivianos de estar involucrados en el tráfico de vehículos robados en Chile, después de conocer que cinco efectivos fueron encarcelados por el robo del vehículo de Cangri, lo que supuestamente derivó en la muerte de él y de su amigo, en Uyuni.

Ayer, a través de su cuenta en Twitter, Rojo calificó la noticia de “gravísima” y que “no es la primera vez que policías bolivianos están involucrados con el tráfico de vehículos robados”.

Los cinco policías bolivianos fueron imputados por robo agravado, incumplimiento de deberes, uso indebido de influencias y asociación delictuosa, en el marco de la investigación sobre las circunstancias en que murieron Sebastián Leiva, conocido en su país como Cangri, de 26 años, y su amigo Germán Jorge Gundián Silva, de 44 años.

Te puede interesar  Desbaratan una banda de pastores evangélicos que obligaba a los fieles a vender sus casas para quedarse con la plata

La alcaldesa afirmó que en promedio dos vehículos son robados al día en la provincia de Antofagasta “y (son) comercializados en el mercado negro”.

Por medio de otro mensaje, la alcaldesa de Antofagasta hizo un llamado al presidente Evo Morales, a quien le pidió trabajar para frenar este tipo de ilícitos: “Sin ir más lejos, nuestro municipio fue víctima del robo de cuatro camionetas en 2017. Llamo al Presidente @evoespueblo a no callar y ser cómplice de estos delitos”, escribió en su cuenta.

La Policía de Chile reveló que los dos compatriotas de Leiva tienen antecedentes por robo de vehículos, estafa y narcotráfico, razón por la cual Cornejo debería guardar detención domiciliaria en su país, pero se informó que está prófugo.

El vehículo en que Cangri y sus compañeros viajaban debía ser vendido a policías bolivianos detenidos, según reveló Cornejo. La investigación en Bolivia avanza lentamente.

Página Siete / La Paz

Comenta
Mira también:

Bolivia espera “nota oficial” de Brasil sobre pedido de extradición de Montenegro

ABI / La Paz El canciller Diego Pary aseguró este domingo que…

Secuestran 302 kg de cocaína boliviana en Paraguay

La policía paraguaya intervino una avioneta tripulada por un piloto boliviano y…

VIDEO: Una mujer es arrollada por un microbús en México y sobrevive

Una mujer de la tercera edad, que cruzaba una avenida de dos…

Jhasmany advierte que al menos 17 jueces deben prepararse para enfrentar proceso

Jhasmany T.L., al salir de una declaración ante la Fiscalía Anticorrupción que…

Tres adolescente y otro de 18 años los responsables de la intoxicación de alumnos con un “queque con marihuana”

Menores se intoxican luego de consumir un queque con marihuana La tarde…