La Planta Industrializadora de Leche (PIL) Andina S.A. reportó la pérdida de 30,7 millones de dólares desde la gestión 2015; motivo por el cual anunció un plan de reestructuración que busca el retiro voluntario de sus trabajadores, señala un comunicado oficial.

“Se ha visto la necesidad de reestructurar la organización a través de la revisión de puestos de trabajo, con afectación a reducción de personal, y de esta manera lograr recuperar la competitividad y una mayor eficiencia en nuestros procesos”, dice una circular de Recursos Humanos de PIL Andina S.A. dirigida a los trabajadores que circuló en las redes sociales.

Entre los factores que motivaron tal decisión, de acuerdo al anuncio oficial, están: la crisis internacional de la leche, motivada por la caída del precio de la leche en polvo; la importación de productos similares que se comercializan a costos bajos; la regulación del mercado lácteo vigente desde 2011 que establece los precios más altos de la materia prima en el continente. A estos se sumarían los continuos incrementos salariales desde 2006.

“Esta situación se ha traducido en importantes pérdidas que ha debido asumir la empresa desde el 2015 por un valor total de 30,7 millones de dólares”, agrega.

Para superar la crisis, la empresa aprobó un presupuesto para la ejecución del programa denominado “Oportunidad de retiro voluntario”.

Aquellos trabajadores que decidan acogerse a dicho programa accederán a “beneficios extraordinarios” que van más allá de los establecidos en las leyes laborales, precisa el comunicado dirigido a los trabajadores.

“Permitirá, a quienes opten por este programa, una posición de ventaja frente a un retiro forzoso”, asegura.

Te puede interesar  SIN recauda Bs 5.456,1 millones con el ‘perdonazo’ tributario

Este programa de retiro voluntario está vigente desde el 6 hasta el 28 de mayo.

Las gratificaciones que ofrece el programa, adicionales a los beneficios laborales, son: un bono de retiro voluntario que equivale a tres sueldos (aparte de los tres sueldos de desahucio) y durante un año, posterior a la desvinculación, podrán realizar compras de productos lácteos con descuentos.

Un trabajador del área de Distribución de la empresa, que prefirió guardar su nombre en reserva, dijo que ayer recién se enteró del contenido del documento y que, luego de analizarlo con sus compañeros, decidieron que no se acogerán a dicho programa.

Los Tiempos no pudo comunicarse con ningún dirigente de los trabajadores de PIL para conocer su posición respecto a la decisión de la empresa, sin embargo se conoce que hoy habrá un ampliado de ese sector en la sede de los fabriles en el que asumirán una posición.

Las instalaciones de la PIL, en el kilómetro 10 y 1/2 de la av. Blanco Galindo. hernán andia.

EMPRESAS DEBEN RECORTAR PERSONAL

El presidente de la Federación de Empresarios Privados de Cochabamba (FEPC), Javier Bellot, indicó que con el pago del aguinaldo, el doble aguinaldo y el pago del retroactivo del incremento salarial; las empresas atraviesan serios problemas económicos. Advirtió la posibilidad de recortar personal. “Cochabamba ha pedido medidas mitigatorias (…) hay problemas de flujo de caja, porque se ha roto la cadena de pagos. Hay problemas de capacidad de poder responder”, dijo.

Los Tiempos

PUBLICIDAD

 Síguenos en Facebook

Comenta
Mira también:

Preocupa a empresarios suba de costos portuarios en Ilo

Los exportadores del país han manifestado su preocupación por un aumento en…